Ventajas de alquilar barcos

Ventajas de alquilar barcos

Hoy en día, los barcos se han convertido en un medio de transporte y a la vez, un pasatiempo para la recreación y el disfrute. Algunas personas suelen ser fanáticas de los deportes náuticos, aunque mucho de ellos, no tienen una embarcación propia, teniendo como obligación, buscar alternativas. Existen diversas ventajas de alquilar barcos, pues hay casos en donde no tenemos una embarcación propia para el disfrute familiar.

Los alquileres de barcos, han ayudado a millones de personas a solucionar problemas en cuanto al gasto financiero, puesto que tener una embarcación propia, requiere de cierto mantenimiento como lo es, el costo del seguro y el cuidado anual necesario. Algunas de las ventajas de alquilar un barco, es lo económico que este puede salir, ya que no es necesario invertir en mantenimiento, agarres, el pago del seguro, entre otras cosas.

Todas las embarcaciones tienen la obligación de ofrecer un servicio donde la misma no presente ningún tipo de falla ni averías, ya que, en caso de presentarse un problema, la compañía deberá responder. Por otra parte, al alquilar barcos, la empresa te permite llevar un patrón o marinero a bordo, lo cual es ventajoso para aquellas personas con falta de experiencia o aquellas que conocen el tema, pero quieren disfrutar de la travesía sin la necesidad de preocuparse por estar a cargo del timón.

¿Por qué es recomendable llevar un marinero en un barco?

Los patrones o marineros, son aquellas personas con la experiencia necesaria para dirigir las responsabilidades de un barco. Muchas personas deciden no llevar un patrón o marinero a bordo, pero hay compañías de alquiler de barcos, donde su tripulación debe llevar por lo mínimo un encargado, sea para estar a cargo del timón, las guardias, la limpieza del barco, el cuidado de los clientes, el dinghy, entre otras cosas.

Los marineros pueden cumplir con diversas funciones, una de ellas es la guardia del barco, es decir, si los clientes no se encuentran en la embarcación o están durmiendo. De esta forma, cada cliente puede encargar al patrón o marinero a realizar diversas funciones, por ejemplo, tomar las responsabilidades de un barco, escoger el itinerario, tomar todas las decisiones necesarias, entre otras. Al alquilar un barco, siempre es recomendable llevar un marinero o patrón a bordo, ya que en cualquier momento será necesario para la ayuda de la embarcación. La decisión final la toma el cliente.

Ventajas de llevar un marinero a bordo

Principalmente, las ocupaciones de un marinero o patrón son aquellas que beneficien al cliente, según lo que a este le convenga. Por ello, el marinero cumple con la tarea de ayudar a dirigir el barco, tener las velas, los cabos y la embarcación auxiliar bajo control. Además de tener la responsabilidad de bajar y subir el dinghy cuando sea necesario; también de desembarcar a la tripulación cuando los clientes lo autoricen. Por otra parte, un papel fundamental que cumple el marinero, es hacer guardia cuando los clientes se encuentran en tierra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *